El blog Reflexiones y sentimientos está hecho con mucho cariño e ilusión a partir de citas, pensamientos, frases y vivencias. En la mayoría de las ocasiones las reflexiones nos sirven como meditación ante aquella situación que parecía un problema insalvable, nos hacen más conscientes de que las cosas además de ser como son también dependen de cómo las vivimos. Mi consejo es invitaros a leer las reflexiones muy poco a poco, incluso sólo una cada vez, para poder saborearlos y asimilar así mejor su enseñanza.

Náyade García

Algo positivo y constructivo....


Muchas personas tenemos estos 7 hábitos mortales, sin darnos cuenta de ello:

1. Castigar

2. Quejarse

3. Culpar

4. Amenazar

5. Perseguir

6. Criticar

7. Sobornar

Estos hábitos hacen que la mayor parte de sus problemas emocionales estén directamente vinculados con el hecho de que usted ha aprendido a tratar de controlar a las personas que lo rodean. Aprendemos esos hábitos en nuestra infancia de maestros, padres, abuelos y otros.

EJEMPLO:

Limpia la habitación, sino, no hay televisión para ti esta noche (castigo).

Esas galletas que preparé serán para ti cuando todo esté limpio y ordenado. (soborno).

Después de pasar años expuesto a esta forma de manipular, finalmente comienza a utilizarla también. Probablemente se limpiará la
habitación, pero no quedará una buena relación.

El problema práctico de tratar de controlar a otros es que, cada vez que usted cumple, soborne, se queje, critique, castigue o amenace a alguien, encontrará resistencia, le responderán:
Lucharán; de hecho la ignorarán, mentirán, harán las cosas a escondidas o acudirán a un
millón de medios, para hacer que usted retroceda. Es simplemente la naturaleza humana.
Estamos genéticamente programados para resistir cuando alguien nos trata de obligar a hacer algo que no queremos. Tal vez sea más
pronunciado en una persona que en otra, pero a menos que usted reconozca lo que está haciendo y aprenda a buscar lo que desea en una
relación, sin tratar de controlar a los demás, todas sus relaciones se convertirán en una lucha por el poder que harán sufrir a todos los
involucrados.

LOS 7 HÁBITOS DE AMOR DE LAS PERSONAS REALMENTE FELICES

La mejor manera de eliminar los 7 hábitos mortales es reemplazarlos con los 7 hábitos de amor:

1. Apoyar

2. Estimular

3. Escuchar

4. Aceptar

5. Confiar

6. Respetar

7. Negociar las diferencias.

Pareciera fácil, ya que lo único que uno necesita hacer es aceptar a la gente tal como es. Pero, al igual que muchas cosas valiosas en la
vida, los hábitos del amor son más difíciles de poner en práctica de lo que uno podría imaginar, especialmente si representan la personalidad que usted se ha formado.

1 comentario:

  1. Pienso que cada persona tiene muchos hábitos de amores y mortales. Usando esos hábitos juntos en una manera positiva, puede crear un mejor mensaje. Yo también creo que a veces hay lecciones para ser aprendidas. Un correcto equilibrio es una necesidad. Si nosotros no enseñamos a nuestros niños a ser responsables y respetuosos de sus cosas, entonces, no pueden ser responsables y respetuosos de sus cosas o de las casas de otra gente. Esto es un problema en nuestra sociedad hoy. La orientación y la disciplina enseñan respeto, tanto como, disciplina dentro de nosotros. Mucha gente exitosa viene de familias disciplinadas. Sin orientación dada es un plan para el fracaso. Entonces, cuando tú escuchas o lees una declaración, a veces parece duro, pero tal vez es una lección que se debe aprender por un niño o un adulto.

    Para mí, tiendo a ser muy fácil con mi nieto. Tengo que aprender que es necesario incluir alguna disciplina. Los niños son como las esponjas. Ellos aprenden hábitos de amores y mortales rápido. Aún mi nieto a los tres años está dispuesto a tomar ventaja cuando puede.

    Como una jefa aprendo A encontrar lo mejor en mi empleado. A veces es importante dirigirlos y conducirlos con principios. En la sociedad de hoy, Las empresas tienen que aprender a alcanzar a los empleados de la generación nueva. La mayoría de los empleados jóvenes quieren gratificación instantánea teniendo breves periodos de atenciones. Ese es el resultado de cada niño que recibe un premio aún si ellos no ganan.

    ResponderEliminar